8 SOLUCIONES a las FALLAS MÁS COMUNES en un VEHÍCULO

El vehículo es una de nuestras inversiones. Con él, podemos realizar actividades de trabajo, ocio o mero disfrute.

En ocasiones, el día-día y el estar tan concentrados en la actividad que vamos a realizar, nos resta tiempo para pensar en que nuestro vehículo puede fallar o no funcionar como deseamos.

Cuando empieza a molestar, es que realmente empezamos a buscar todas las posibles razones por las que está fallando, y a tomar medidas correctivas para reparar los daños.

Por esto, hagamos un breve recorrido por las causas más comunes por las que los vehículos fallan, y cómo podemos solucionarlo.

BATERÍA MUERTA O DESCARGADA

La batería es la fuente de electricidad del vehículo, y es bastante evidente cuando esta deja de funcionar. Son muchas las razones por las que una batería se puede quedar sin carga, entre ellas:

  • Dejar la luz, el radio, o cualquier elemento eléctrico encendido cuando no está en uso.
  • Carga defectuosa
  • Algún equipo o terminación consumiendo más energía de la debida (drenaje parásito)
  • Alternador defectuoso
  • Dejar el vehículo sin usar mucho tiempo

Todos estos factores pueden hacer que la batería se descargue fácil y rápidamente, lo que hará que su vehículo quede inoperante cuando lo necesite.

¿Qué hacer?

Si alguna vez se ve envuelto en esta situación, básicamente, hay varias cosas que puede hacer:

  • Empujar el auto: Esta es una de las medidas menos recomendadas, ya que, si bien puede ayudar al carro al encender, puede ocasionar problemas con el alternador y otras partes más adelante.
  • Arrancar el auto con pinzas: Para esto se necesita un cable jumper. Coloque las terminales positivas y negativas del jumper en su batería y en la batería donante. Luego, encienda el motor donante y déjelo correr por unos minutos. Después de un tiempo, la batería del auto debería estar cargada para dar ignición.
  • Cargar la batería: Si tiene acceso a un mecánico en estos casos, lo mejor es quitar la batería para una carga completa. O llamar al seguro.

Es bueno tener en cuenta que estas prácticas pueden funcionar un par de veces, de manera ocasional. Si la batería de su vehículo presenta problemas constantes y ya no responde a estas soluciones, lo más recomendable es cambiar la batería.

CARRO TIRANDO A UN LADO

Si cuando está en la carretera o navegando por la ciudad, el carro, al querer manejarlo en línea recta intenta desviarse en otra dirección y necesita ponerlo de nuevo en curso, puede significar que su vehículo está fuera de alineación.

Es importante poner atención a esta situación ya que, en un descuido, se podría perder el control o dirección del auto y ocasionar un accidente.

En un vehículo desalineado, las cuatro llantas no están apuntando de manera lineal, sino que están fuera de su ángulo usual de funcionamiento, lo que ocasiona que el vehículo vaya hacia un lado.

Lo que se debe hacer en estos casos en la alineación del vehículo, que es el ajuste de la suspensión del carro para lograr el ángulo ideal para que las llantas tengan contacto con el suelo. Esta se recomienda hacerla al cambiar de llantas o cada 6.000 – 8.000 Kms para evitar mayores daños en ellas o a la suspensión del vehículo o deterioro en amortiguadores y rodamientos.

DESGASTE DESIGUAL DE LLANTAS O NEUMÁTICOS

Si después de un número significativo de viajes rutinarios y de carretera, empieza a notar un desgaste inusual de las llantas, es decir, que nota que algunas partes de la llanta están lisas en comparación con las otras, puede significar que su vehículo necesite un balanceo de llantas.

Curiosamente, las llantas delanteras son las que más desgaste sufren debido a que experimentan más presión y compensación del peso, debido al movimiento de la dirección.

Por esto, la solución más efectiva para el desgaste de las llantas es balancearlas, lo cual busca equilibrar el peso de las llantas y de los rines, balanceando y equilibrando estas imperfecciones con contrapesos que se colocan en el rin.

Otras personas aparte de balancearlas, también deciden rotar las llantas delanteras por las traseras para evitar desgastes desiguales entre ellas y mantenerlas uniformes por más tiempo.

SOBRECALENTAMIENTO DEL MOTOR

Está claro que la detonación de combustible que ocurre en el motor, además de la fricción constante entre piezas metálicas en movimiento, genera elevadas temperaturas en su interior.

Por eso, para mantener una temperatura óptima para el funcionamiento del motor, existe el sistema de refrigeración.

Si mientras se encuentra manejando su vehículo, el medidor de temperatura se pone rojo y el motor de su carro se está sobrecalentando inusualmente, lo más seguro es que algo esté ocurriendo con el sistema de refrigeración.

La causa más común de un motor sobrecalentado es el bajo nivel de líquido refrigerante. Por eso, revise constantemente los niveles de líquido refrigerante y manténgalos en los niveles recomendados.

La causa más común de un motor sobrecalentado es el bajo nivel de líquido refrigerante. Por eso, revise constantemente los niveles de líquido refrigerante y manténgalos en los niveles recomendados.

Si nota que el líquido disminuye constantemente, lo mejor es revisar en profundidad la situación con un mecánico de confianza.

Podría interesarle: ¿Cómo proteger el motor si se queda sin líquido refrigerante?

BAJO RENDIMIENTO DEL COMBUSTIBLE

Si al usar su vehículo nota una disminución considerable en el rendimiento del combustible, es decir que lo está consumiendo en mayor cantidad, puede ser un síntoma de que el sistema de combustión necesite mantenimiento.

Con el tiempo, las diferentes partículas de carbón, producto de la detonación de la mezcla combustible en el motor, además de las impurezas (sedimentos, agua, polvo, etc) que se acumulan en el tanque y las que pueda traer el combustible, empiezan a taponar diferentes partes del sistema combustión (bujías, inyectores, sensores, filtros, etc) y a hacerlo menos eficiente.

 

En estos casos se recomienda un mantenimiento especializado al sistema de combustión para limpiar o reemplazar las partes necesarias. Además, diferentes productos en el mercado como MotorMax, ayudan a mantener el sistema de combustión en óptimas condiciones de limpieza y rendimiento.

Conozca más: ¿Cómo limpiar el sistema de combustión?

SALIDA DE HUMO ABUNDANTE E INUSUAL POR EL ESCAPE

Si por el escape de su vehículo está saliendo humo en abundancia de manera inusual, por lo general no son buenas noticias. Dependiendo del color del humo, así también es su causa:

  • Humo azulado: Es un indicador de que el aceite se está filtrando a la cámara de combustión y se está quemando junto con la mezcla de combustible. Esta filtración se debe a que diferentes partes del bloque o el pistón se hayan desgastado.
  • Humo blanco o gris: Indica que puede haber una fuga en el bloque, la culata o la junta de la culta, y el líquido refrigerante se está quemando al mismo tiempo que la mezcla de combustible.
  • Humo negro: Este por lo general ocurre en vehículos de mayor edad, y significa que se está quemando combustible en exceso debido a fugas en los inyectores, un regulador de presión de combustible atascado o alguna restricción en la tubería del combustible.

En cualquiera de estos casos, se recomienda llevar el vehículo a revisión con un mecánico especializado lo antes posible, pues comúnmente, estos son síntomas de que el motor necesite alguna clase de intervención o reparación.

BAJOS NIVELES DE ACEITE

Un nivel bajo de aceite lubricante puede reducir el rendimiento de su motor significativamente, además de que puede llegar a ocasionar desgastes importantes en las piezas internas.

Nunca es bueno ignorar los frenos que rechinan, ya que estos pueden llegar a tener menos nivel de respuesta que unos normales, lo que puede llegar a ocasionar accidentes. En estos casos se recomienda cambiar los frenos cuanto antes con mecánico o servicio de confianza.

Es evidente que la mejor manera de evitar todos estos daños o posibles fallas en nuestro vehículo es mediante la adopción de buenos hábitos de mantenimiento preventivo que permitan alargar su vida útil, pero más importante aún, que contribuyan a nuestra seguridad.

Si su vehículo mantiene con niveles bajo de aceite, se recomienda revisar a fondo el asunto con un mecánico.

Más información: ¿Qué ocurre si un motor se queda sin aceite?

FRENOS RUIDOSOS O QUE CHILLAN

Los frenos chirriantes no son solo molestos, sino también bastante peligrosos. Principalmente son ocasionados debido al desgaste de las pastillas de los frenos.

Estos se desgastan por el uso normal o uso excesivo, cuando hay exceso de velocidad constante y los frenos se usan más.

Nunca es bueno ignorar los frenos que rechinan, ya que estos pueden llegar a tener menos nivel de respuesta que unos normales, lo que puede llegar a ocasionar accidentes. En estos casos se recomienda cambiar los frenos cuanto antes con mecánico o servicio de confianza.

Es evidente que la mejor manera de evitar todos estos daños o posibles fallas en nuestro vehículo es mediante la adopción de buenos hábitos de mantenimiento preventivo que permitan alargar su vida útil, pero más importante aún, que contribuyan a nuestra seguridad.

Puede interesarle: ¿Cómo alargar la vida útil de su vehículo?

Los productos MotorKote están diseñados para proteger y alargar la vida útil de vehículos y maquinaria, ya que su tecnología facilita su funcionamiento, reduce el desgaste de sus piezas aumentando el rendimiento, lo que se traduce en ahorro de dinero y salud para su bolsillo.

De esta manera usted puede estar tranquilo y concentrarse en lo que necesita hacer, ya que su vehículo está en buenas manos con MotorKote.

MotorKote es el protector de su vehículo.

2021-12-31T15:17:13-05:00 diciembre 31st, 2021|NOTICIAS|

Deje su comentario